¡averígüelo Vargas!


¡averígüelo Vargas!
Se utiliza la expresión para dar a entender la suprema dificultad de averiguar, de conocer la explicación o los motivos de algo. Don Francisco de Vargas era un personaje muy famoso en la corte de los Reyes Católicos. El tal Vargas era el encargado de enterarse e informar a la reina Isabel de todo lo que sucedía en la corte y de las quejas o pretensiones de los cortesanos. La frase, incluso, llegó a figurar como fórmula hecha en los decretos reales, cuando se encargaba a don Francisco alguna misión.

Diccionario de dichos y refranes. 2000.


Compartir el artículo y extractos

Link directo
Do a right-click on the link above
and select “Copy Link”

We are using cookies for the best presentation of our site. Continuing to use this site, you agree with this.