Histeria


Histeria
Para otros usos de este término, véase Histeria (desambiguación).
El profesor Jean-Martin Charcot en una clase sobre la histeria.

La histeria (del francés hystérie, y éste del griego ὑστέρα, «útero») es una afección psicológica que pertenece al grupo de las neurosis y que padece el uno por ciento de la población mundial. Se encuadra dentro de los trastornos de somatización y se manifiesta en el paciente en forma de una angustia al suponer que padece diversos problemas físicos o psíquicos. En tanto que neurosis, no se acompaña nunca de una ruptura con la realidad (como en el delirio) ni de una desorganización de la personalidad. Técnicamente, se denomina conversión histérica.

El cerebro histérico no está enfermo, pero ciertas regiones son, manifiestamente, sede de una actividad anormal, y determinados circuitos parecen encontrarse transitoriamente bloqueados por una especie de parálisis funcional.

Según el Concilio de Investigación Médica (Medical Research Council, 1941) se definió la histeria como una condición en la que el paciente muestra síntomas físicos y mentales, que no tienen un origen orgánico por el cual puedan ser explicados, y se originan y se mantienen por motivos no totalmente conscientes, dirigidos a una ganancia real o simbólica que deriva de tales síntomas.

Contenido

Síntomas

Los síntomas histéricos, de naturaleza física o psíquica, se manifiestan con un aspecto paroxístico, intermitente o duradero; frecuentemente, son reversibles. Destacan los trastornos motores, sensitivos y sensoriales.

  • Los trastornos motores son convulsiones o parálisis. Tradicionalmente, la crisis empieza por un aura, conformada por dolores abdominales, palpitaciones, sensación de atragantamiento y alteraciones visuales (ceguera parcial o completa). A continuación, se experimenta una aparente pérdida del conocimiento y en una caída controlada. Luego sobreviene la fase epileptoide, compuesta de paro respiratorio, tetanización, convulsiones y, finalmente, una resolución en forma de fatiga general y respiración ruidosa. Como fase final, se producen contorsiones (movimientos desordenados y gritos) y un periodo de trance, con remedo de escenas eróticas o violentas. El final de la crisis implica el retorno de la consciencia, acompañado de contracciones leves y expresión de palabras o frases inconexas relativas a temas pasionales.

Diagnóstico

Dos son los elementos indispensables para el diagnóstico de un síntoma histérico: primero, estos déficits de tono neurológico acontecen sin ninguna patología orgánica en el sistema nervioso, central o periférico, y segundo, acontecen en relación con situaciones de estrés o de conflicto psíquico. Todos los exámenes que se efectúan dan resultados normales, lo que no siempre tranquiliza a los pacientes, cuya ansiedad a menudo se agudiza, y resulta frustrante para los médicos, que se sienten impotentes o burlados por dolencias imaginarias. Estos trastornos no son simulados intencionadamente por el paciente, que se muestra seguro de su experiencia subjetiva de hallarse paralizado, ciego o amnésico.

Trastornos histéricos en la actualidad

Actualmente el término "histeria" no se utiliza en el ámbito clínico. El DSM-IV-TR clasifica la histeria en dos capítulos: los trastornos somatoformes (para los síntomas físicos) y los trastornos disociativos (para los síntomas mentales).

Trastornos somatoformes

Hipocondría: Creencia de padecer una enfermedad grave al interpretar erróneamente síntomas físicos inocuos.
Trastorno Dismórfico Corporal: El paciente se queja de un defecto corporal imaginario.
Trastorno por somatización: El paciente se queja de múltiples síntomas físicos, sin que ninguno tenga un origen orgánico identificable al hacer las exploraciones.
Trastorno por dolor: El paciente se queja de un dolor muy intenso que no puede ser explicado por una enfermedad médica ni por la anatomía nerviosa de la zona supuestamente afectada.
Trastorno de conversión: Síntomas fundamentalmente motores o perceptivos (incapacidad para andar, o ceguera) que no puede ser explicado por una lesión neurológica u otra enfermedad médica.

Trastornos disociativos:

Amnesia disociativa: El paciente presenta lagunas de memoria, comúnmente relacionadas con acontecimientos psicológicamente significativos. Se puede entender también como un síntoma de otros trastornos como Demencia, Estrés Post-Traumático, u otros de los trastornos disociativos.
Fuga disociativa: El paciente hace un viaje repentino lejos del hogar. Al volver es incapaz de recordar dicho viaje, o está desorientado durante el viaje (no sabe quién es ni de donde viene).
Trastorno de Identidad Disociativo: Antes llamado "personalidad múltiple", el paciente muestra dos o más identidades que toman el control de la conducta. Cada una de las identidades suele presentar amnesia y no recuerda a las otras. A veces hasta que no hay tratamiento, el paciente desconoce que tiene más de una personalidad.
Despersonalización: Sensación de irrealidad, como está en un sueño, El sujeto se distancia de sí mismo, de sus procesos mentales, como si fuera un observador de sí mismo. En ningún momento pierde la conciencia de realidad.

Algunos aspectos históricos

Véase también: Histeria femenina

En la época de Hipócrates, se creía que el útero era un órgano móvil, que deambula por el cuerpo de la mujer, causando enfermedades a la víctima cuando llega al pecho. A este desplazamiento se le atribuían los trastornos sintomáticos, esto es, la sofocación o las convulsiones.

La etimología de la palabra recoge, por tanto, esa idea: la histeria como una enfermedad del útero y, por lo tanto, propia de la mujer, que causa trastorno en el comportamiento psicológico.

A lo largo del siglo XIX y desde hacía cerca de mil años atrás, los médicos trataban a sus enfermas por medio de masajes de clítoris hasta que conseguían alcanzar el orgasmo, momento en que aplacaban su mal. A partir de 1880 los casos se fueron multiplicando convirtiéndose en excesivos.

Durante la década de 1890, época en que hubo una epidemia de histeria,[1] los médicos creyeron encontrar el medio efectivo para calmar la enfermedad: el uso de vibradores y consoladores; desde antiguo se conocía el mal suponiendo que todo partía de lo que los griegos llamaron útero ardiente debido a la ansiedad de las mujeres, su estado de irritabilidad, las fantasías sexuales y, sobre todo, una excesiva lubricación vaginal. Lo achacaban al estado de frustración en que se encontraban.

Al ser una enfermedad, las mujeres acudían periódicamente a recibir tratamiento médico, dándose así por aceptada la práctica y encontrando en muchas ocasiones en la consulta lo que no conseguían en su casa.

En la actualidad ha quedado descartada esta postura, considerándose que no existe relación alguna con el útero y que no es una entidad exclusiva de las mujeres.

Véase también

Referencias

  1. La histeria parecía ser pandémica

Enlaces externos

Definición, síntomas, diagnóstico y tratamiento de la histeria (español)


Wikimedia foundation. 2010.

Sinónimos:

Mira otros diccionarios:

  • histeria — f. psicol. Trastorno psíquico que se caracteriza por una alteración psíquica, somática y de comportamiento. Habitualmente se distinguen dos tipos de histerias, la de conversión y la histeria de angustia. Medical Dictionary. 2011. histeria …   Diccionario médico

  • histeria — {{/stl 13}}{{stl 8}}rz. ż IIb, lm D. histeriarii, zwykle blm {{/stl 8}}{{stl 20}} {{/stl 20}}{{stl 12}}1. {{/stl 12}}{{stl 7}} rodzaj nerwicy objawiającej się m.in. nerwowymi atakami, nadmiernym podnieceniem i zmiennością uczuć, silną… …   Langenscheidt Polski wyjaśnień

  • histeria — sustantivo femenino 1. (no contable) Área: psicología Estado pasajero de gran excitación nerviosa: La madre sufrió un ataque de histeria cuando le dijeron que su hijo había tenido un accidente …   Diccionario Salamanca de la Lengua Española

  • histeria — (Del fr. hystérie, y este del gr. ὑστέρα, matriz, víscera de la pelvis). 1. f. Med. Enfermedad nerviosa, crónica, más frecuente en la mujer que en el hombre, caracterizada por gran variedad de síntomas, principalmente funcionales, y a veces por… …   Diccionario de la lengua española

  • histeria — s. f. 1.  [Psicanálise] Doença nervosa, geralmente com manifestação de sintomas como convulsões, contraturas ou paralisias, antigamente associada às mulheres. = NEUROSE 2. Tipo de comportamento com grande, intensa ou ruidosa manifestação de… …   Dicionário da Língua Portuguesa

  • Histeria! — For the professional wrestler, see Histeria (wrestler). Histeria! Format Animated series Created by Tom Ruegger …   Wikipedia

  • Histeria — (Del gr. hysteria, útero.) ► sustantivo femenino 1 SIQUIATRÍA Estructura neurótica de la personalidad que se caracteriza por transformar algunas representaciones y sentimientos inconscientes en síntomas corporales, como crisis convulsivas,… …   Enciclopedia Universal

  • ¡Histeria! — Este artículo o sección necesita referencias que aparezcan en una publicación acreditada, como revistas especializadas, monografías, prensa diaria o páginas de Internet fidedignas. Puedes añadirlas así o avisar al aut …   Wikipedia Español

  • histeria — {{#}}{{LM H20436}}{{〓}} {{SynH20956}} {{[}}histeria{{]}} ‹his·te·ria› {{《}}▍ s.f.{{》}} {{<}}1{{>}} Enfermedad nerviosa que se caracteriza por frecuentes cambios emocionales, ansiedad y, a veces, ataques convulsivos: • La histeria provoca crisis… …   Diccionario de uso del español actual con sinónimos y antónimos

  • histeria — ż I, DCMs. histeriarii zwykle blm «nerwica objawiająca się m.in. zaburzeniami ruchu, świadomości, zaburzeniami zmysłowymi, nadmiernymi reakcjami lub brakiem reakcji na bodźce z otoczenia, uważana dawniej za chorobę wyłącznie kobiecą; potocznie:… …   Słownik języka polskiego


Compartir el artículo y extractos

Link directo
Do a right-click on the link above
and select “Copy Link”

We are using cookies for the best presentation of our site. Continuing to use this site, you agree with this.