Coroides

Coroides

Coroides

Diagrama del ojo humano. La coroides aparece en color morado.

Se le llama coroides o úvea posterior,[1] a una membrana profusamente irrigada con vasos sanguíneos y tejido conectivo, de coloración oscura que se encuentra entre la retina y la esclerótica del ojo. La parte más posterior está perforada por el nervio óptico y continuándose por delante con la zona ciliar. La función de la coroides es mantener la temperatura constante y nutrir a algunas estructuras del globo ocular.[2]

Contenido

Composición

La coroides está formada de fuera a dentro por tres capas diferentes:

  • Capa supracoroidea o lámina fusca: Es una capa de tejido conjuntivo formado por laminillas donde se observan fibras elásticas, colágeno y celularidad representada por melanocitos y fibroblastos que separa los capilares de la esclerótica.[3]
  • Estroma o lámina vasculosa: Ocupa la mayor parte y es la propiamente vascular con ramas ciliares de la arteria oftálmica. Presenta fibras nerviosas y vasos además de fibras de colágeno, fibras elásticas, fibroblastos, macrófagos y melanocitos. En función de su tamaño y localización, los vasos se pueden clasificar en tres capas:
    • Capa de Haller que está situada externamente y está formada por los grandes vasos
    • Capa de Sattler que es la capa media formada por vasos medianos
    • Capa de Ruysch o coriocapilar interna que está formada por arteriolas capilares y vénulas. Los capilares están muy unidos unos a otros. Nutre al epitelio pigmentario de la retina.
  • Lámina vítra de Bruch: Está en íntima relación con la retina. Se relaciona con la retina a través de su porción interna o retiniana, mientras que su porción interna es la porción coroidea.
Efecto del ojo rojo (tapetum lucidum) en un gato.

En los humanos y otros primates, el coroides presenta una pigmentación oscura debido a la presencia de melanina y una gran abundancia de vasos sanguíneos, lo que ayuda a absorber la luz que llega al ojo y prevenir así su reflexión (que acarrearía la formación de imágenes confusas). La mala visión de los albinos se debe a la falta de melanina en esta membrana. En otros animales se encuentran partículas reflectantes sobre el coroides para ayudar a recoger luz en ambientes de oscuridad, el llamado tapetum lucidum.

El efecto de ojos rojos en las fotografías es debido a la reflexión de la luz sobre el coroide. Aparece de color rojo debido a los vasos sanguíneos en la úvea.

Imágenes adicionales

Véase también

Enlaces externos

Referencias

  1. The University of Florida Health System - Shands Healthcare. [1]
  2. University of Maryland Medical Center - Coroides. [2]
  3. Clínica Oftalmológica Técnicas Avanzadas en Cirugía Implanto-Refractiva. [3]
Obtenido de "Coroides"

Wikimedia foundation. 2010.

Compartir el artículo y extractos

Link directo
Do a right-click on the link above
and select “Copy Link”