Renacimiento carolingio

Renacimiento carolingio

Renacimiento carolingio

Carlomagno, rodeado de sus principales colaboradores, recibe a Alcuino de York que le presenta los manuscritos escritos por sus monjes, Victor Schnetz.

El Renacimiento Carolingio es el nombre que recibe el resurgimiento de la cultura clásica latina en el Imperio Carolingio a fines de los siglos VIII y IX. Fue un período de renacimiento intelectual y cultural, con el numero de actividades ocurrido durante los reinados de los líderes carolingios y Ludovico Pío. Durante este período hubo un aumento de los estudios de literatura, artes, arquitectura, jurisprudencia y litúrgicos. El período también vio el desarrollo del Latín Medieval y la minúscula carolingia, proveyendo un lenguaje común y un estilo de escritura que influyo en la comunicación de la mayoría de Europa. El uso del término renacimiento para describir este período es disputado debido a que la mayoría de los cambios causados en este período fueron casi completamente limitados al ámbito del clero, y debido a que el período careció de la amplia gama de movimientos sociales del posterior Renacimiento italiano.[1] Más que un renacimiento de nuevos movimientos culturales, este período fue caracterizado por lograr recrear la cultura previa del Imperio Romano.[2]

Debido a una fuerte alianza del Estado y la Iglesia para llevar a cabo las reformas, el Renacimiento carolingio (a diferencia del Italiano) no fue humanista ni antropocéntrico, sino que se centró más en aspecto teológico y católicos.


Contenido

Los carolingios y la cultura irlandesa

A la caída del Imperio Romano en el siglo V, su lugar había sido ocupado por los pueblos bárbaros germanorromanos, quienes apagaron en el continente europeo toda vida cultural latina. A finales del siglo VI, en la Galia, el monje e historiador Gregorio de Tours escribía: "desdichado de nuestro tiempo, que ha visto perecer entre nosotros el estudio de las letras". Sin embargo Irlanda, que se libró de las invasiones germánicas, preservó la antigua cultura grecorromana en sus monasterios, propagándose ésta por Inglaterra. En el siglo VIII, los monjes irlandeses y británicos eran la avanzada de la civilización, tanto en la conservación de la cultura (como el historiador anglosajón Beda el Venerable) como en su difusión (como por ejemplo Bonifacio de Alemania, llamado el apóstol de los germanos). De esta manera, los monjes jugaron un importantísimo papel en la restauración de la cultura clásica. Aún así, el nivel cultural de la época era anémico: mientras que en la antigua Biblioteca de Alejandría los pergaminos podían contarse por decenas de miles, la biblioteca del monasterio de Saint Gall, la más grande e importante de la Europa del siglo VII (y fundada, no por nada, por irlandeses), tenía la irrisoria cantidad de 36 volúmenes. La cultura permanecía arrumbada en los monasterios, sin que los reyes o los nobles, y menos el campesinado, se contactaran con la misma.

Contexto sociopolítico

En el siglo VIII, como consecuencia de varios procesos políticos, se produjo una alianza entre los francos y el Papado. El rey franco Carlomagno llevó a cabo una serie de intensas campañas militares, que le permitieron por primera vez en siglos pacificar los vitales dominios europeos de Francia, Italia y Alemania, quedando sólo Inglaterra y España fuera de su férula. Carlomagno era, desde los tiempos del Imperio Romano, el primer rey que no dominaba sólo un señorío feudal grecorromano, sino que controlaba un vasto imperio, para lo cual necesitaba un bien entrenado servicio civil que pudiera sostener una ahora necesaria burocracia estatal, por lo que se decidió a llevar a cabo una profunda reforma educacional, aparejada a su reforma administrativa, que le permitiera sostener por medios pacíficos en el tiempo lo ganado por la conquista militar. Cuenta la anécdota que el propio Carlomagno, por las noches, estaba preocupado de aprender a leer y escribir.

El clero

El Imperio Carolingio marcó el inicio de una nueva concepción de las relaciones entre Iglesia y Estado. Carlomagno se veía a sí mismo como un defensor del cristianismo en general, y de la Iglesia Católica en particular. Además, como se mencionó anteriormente, los monjes eran los únicos en esta época que sabían leer y escribir, entonces Carlomagno buscó la ayuda de los canónigos para crear un sistema educativo nuevo.

Reforma educativa

Como se ha mencionado anteriormente, el imperio de Carlomagno era lo suficientemente enorme como para precisar de un aparato burocrático que lo sostuviera. Para ello era necesario servidores públicos que estuvieran alfabetizados, es decir supieran leer y escribir. La falta de personas letradas significaba una gran dificultad para el mantenimiento de un imperio tan grande. Un pequeño problema adicional fue que el Latín vulgar de fines del Imperio Romano de Occidente comenzó a divergir en dialectos regionales (los precursores de las hoy conocidas Lenguas romances) que estaban convirtiéndose en mutuamente inintelegibles y sólo eruditos prevenidos de una parte de Europa podían comunicarse con personas de otros lugares de Europa.

Alcuino (imagen centrada) fue uno de los eruditos principales del Renacimiento Carolingio.

Para tratar esos problemas, Carlomagno ordenó la creación de escuelas y también atrajo muchos de los eruditos importantes de su época a su corte. El aliado de Carlomagno en estos menesteres fue un monje llamado Alcuino de York, quien era anglosajón. Alcuino y Carlomagno se encontraron en 781, y al año siguiente, Carlomagno lo llamó para que le ayudara en su reforma. De esta manera, Alcuino fue uno de los principales promotores de la reforma educativa. Las escuelas episcopales fueron los grandes centros educativos de la época. En Aquisgrán, la capital del Imperio Carolingio, fue creada la Escuela Palatina, cuyas funciones podían compararse con las que actualmente cumple una universidad. Uno de los principales refuerzos fue la creación de un currículum estandarizado para uso en las recientemente creadas escuelas. Alcuino manejó esta campaña y fue responsable de la escritura de libros de texto, creación de listas de palabras, y establecimiento del Trivium y el Quadrivium como bases para la educación.[3] Otras contribuciones de este período fue el desarrollo de la Minúscula carolingia, un "libro de mano" primero usado en los monasterios de Corbie y Tours que intrudujo el uso de las letras minúsculas. Una versión estandarizada del Latín fue también desarrollada lo que permitió acuñar nuevas palabras mientras que conservaba las reglas gramaticales del Latín Clásico. Ese Latín Medieval convirtió el lenguaje común y permitió a los administradores y viajeros hacerse entender a través de Europa.[4]

Arte carolingio

Evangelios de Aquisgrán (c. 820), un ejemplo de los ricos manuscritos ilustrados carolingios.

El arte carolingio es el período de alrededor de 100 años, entre el 800 y el 900. Además de en la escritura, este fue un período influencial — el norte de Europa comprendió las formas del arte romano mediterráneo en un principio, escalando hasta el Arte románico y eventualmente el Arte gótico en el Oeste. manuscritos ilustrados, metalurgia, esculturas en pequeña escala, mosaicos y pinturas al fresco sobreviven de este período.

Arquitectura carolingia

La arquitectura carolingia es el estilo arquitectónico del Norte de Europa promovido por Carlomagno. El período que la arquitectura se extiende de fines del Siglo VIII y durante el Siglo IX hasta el reinado de Otto I en 936, y fue una tentativa consciente de crear un Renacimiento Romano, emulando las arquitecturas romana, paleocristiana y bizantina, con su propia innovación, resultando en conclusión un caracter único.

Música carolingia

En la cultura Occidental, ha habido una ininterrumpida tradición en la práctica y teoría musical desde los más antiguos registros escritos de los sumerios (c. 2500 BC) a través de los babilonios y persas descendiendo a la Antigua Grecia y la Antigua Roma. Sin embargo, las migraciones germánicas de los años 400 DC causaron un quiebre con esta tradición. La mayoría de Europa occidental para los siguientes siglos no entendía el griego, y las obras de Boecio, quien vio lo que estaba sucediendo y tradujo antiguos tratados griegos al Latín. Con el advenimiento de las reformas de alfabetización de Carlomagno, quien estaba particularmente interesado en música, comenzó un período de intensa actividad en los monasterios de copiado y escritura de tratados en teoría musical — El tratado de Música enchiriadis es uno de los más antiguos e interesantes de ellos. Carlomagno intentó unificar la práctica de música de iglesia mediante la eliminación de diferencias estilísticas regionales. Hay evidencia de que en la antigua notación músical Occidental, en la forma de neumas in camp aperto (sin pentagrama), fue creada en Metz alrededor del año 800, como resultado del deseo de Carlomagno para que los músicos de la Iglesia Franca conserven los matices usado por los cantantes romanos.[5] La práctica y teoría musical occidental de hoy en día comenzó con Carlomagno.

Reformas económicas y legales

Carlomagno se vio frente a una gran variedad de divisas al comienzo de su reinado. Para corregir problemas que esas varias divisas causaron, él estandarizó un sistema basado en una moneda de plata (la Livre tournois). Los Deniers fueron cotizados con un valor de 240 deniers a una Livre tournois. Un segundo valor, el solidus, fue también creado como una moneda con valor de doce deniers o treinta Livre tournois. El solidus no fue acuñado pero en lugar de eso se solían dar bonos tales como el "solidus de grano" los cuales equivalían a la cantidad de grano que doce deniers podrían adquirir.[6]

Referencias

  • Norman F. Cantor (1993). The Civilization of the Middle Ages: a completely revised and expanded edition of Medieval history, the life and death of a civilization. HarperCollins. ISBN 0-06-017033-6.
  • Mortimer Chambers; Raymond Grew, David Herlihy, Theodore K. Rabb, Isser Woloch (1983). The Western Experience: To 1715, 3rd edition edición, New York: Alfred A. Knopf. ISBN 0-394-33085-4.
  • Martin Scott (1964). Medieval Europe. New York: Dorset Press. ISBN 0-88029-115-X.

Notas al pie

  1. Scott pg 30
  2. Cantor pg 190
  3. Cantor pg 189
  4. Chambers pg 204-205
  5. James Grier Ademar de Chabannes, prácticas musicales carolingias, y "Nota Romana", Periódico de la Sociedad Americana de Musicología, Vol. 56, No. 1 (Spring, 2003), pp. 43-98, julio de 2007
  6. Scott pg 40


Wikimedia foundation. 2010.

Mira otros diccionarios:

  • Renacimiento (desambiguación) — Saltar a navegación, búsqueda Renacimiento puede designar: Renacimiento del siglo XV y XVI, extendido por Europa desde Italia. Se nombró así por considerarse una recuperación de la cultura y el arte clásico grecorromanos después de su presunto… …   Wikipedia Español

  • Imperio Carolingio — Saltar a navegación, búsqueda Imperio Carolingio Imperio Carolingio …   Wikipedia Español

  • Imperio carolingio — ← …   Wikipedia Español

  • Edad Media — Santa Sofía de Constantinopla (532 537). Los cuatro minaretes son una adición correspondiente a su transformación en mezquita, a raíz de la …   Wikipedia Español

  • Carlomagno — Saltar a navegación, búsqueda Para otros usos de este término, véase Carlos I (desambiguación). Carlomagno (Carlos I el Gra …   Wikipedia Español

  • Minúscula carolingia — Página de texto del Evangelio de Lucas, escrito en minúscula carolingia. La minúscula carolingia o minúscula carolina es un escritura desarrollada como escritura estándar en Europa de modo que el alfabeto latino pudiera ser fácilmente reconocido… …   Wikipedia Español

  • Historia de Europa — La exactitud de la información en este artículo o sección está discutida. En la página de discusión puedes consultar el debate al respecto. Principales potencias políticas de Europa[cita requerida …   Wikipedia Español

  • Arte otoniano — Iglesia de san Miguel de Hildesheim, declarada Patrimonio de la Humanidad. El arte otoniano es un estilo dentro del arte prerrománico. A este florecimiento de las artes se le ha llamado también Renacimiento otoniano , en el mismo sentido en que… …   Wikipedia Español

  • Palacio de Aquisgrán — Saltar a navegación, búsqueda Reconstitución de la apariencia posible …   Wikipedia Español

  • Siglo IX — Siglos: Siglo VIII Siglo IX Siglo X Décadas: Años 800 Años 810 Años 820 Años 830 Años 840 Años 850 Años 860 Años 870 Años 880 Años 890 Tabla anual del siglo IX Formalment …   Wikipedia Español